El primer sacrificio

“Por tanto, hermanos, les ruego por las misericordias de DIOS, que presenten su cuerpo en sacrificio vivo, santo y agradable a DIOS, que es su adoración racional” (Rom. 12: 1).

Cuando leemos o escuchamos acerca de los sacrificios expiatorios, ¿qué recordamos primero? Probablemente la muerte de un cordero para ser quemado en nuestro lugar. Pero eso no es todo. El sacrificio no se limita a ese concepto de muerte y fuego. Mantener un cuerpo en santidad, sano, limpio, puro, no contaminado con los cosméticos de este mundo, no maltratado por las prácticas de este mundo, no degradado por los hábitos alimenticios de ese mundo, esto es un sacrificio. Para un pecador, al que evidentemente le gusta pecar, abstenerse de lo que lo atrae al mundo y volverse a DIOS es sacrificio. El sacrificio es dar una ofrenda a DIOS. Es acercarnos a Dios para traer algo y dárselo a Él. Es consagrar algo a Él. ¿Y qué más podemos dar sino a nosotros mismos? Leer más

El trono de Dios

“Tú oirás en los cielos, en el lugar de tu morada, su oración y su súplica, y les harás justicia”

(1 Reyes 8:49).

¿Dónde habita DIOS (la Trinidad)? Por la Biblia sabemos que él habita en un Tabernáculo, un lugar de adoración, de reverencia, y allí, en el lugar santísimo, está su trono. Sabemos que allí también están los Diez Mandamientos originales de la Ley de DIOS, dentro de un arca. Ese es el lugar de donde brota amor para todo el Universo, y es el lugar más poderoso del Universo, en donde existe la capacidad de crear vida, de resucitar muertos, de juzgar con rectitud y de retribuir conforme a los hechos y posibles arrepentimientos, de forma justa y fidedigna, sin que se cometa el menor resquicio de favoritismo en la absolución ni de exageración de la pena en la condenación. En la condenación final, inclusive, un ángel en representación de todos, declarará: “Justo eres tú, oh Señor,…porque juzgaste estas cosas con justicia” (Apoc. 16:5, énfasis nuestro). Leer más

La vida en la iglesia primitiva

La vida en la iglesia primitiva.  (Hechos 5:35-39)

El Sanedrín posiblemente ha sido uno de las instituciones con más jerarquía que haya existido en la Tierra. Consistía en una asamblea de setenta miembros, más su presidente.

El Sanedrín estaba compuesto por tres clases de ciudadanos: una parte de ellos eran sacerdotes, la otra eran patriarcas, jefes, ancianos, o cabezas de las grandes familias de Israel, y la otra parte de ellos eran los que interpretaban y cuidaban de los textos divinos; ellos eran conocidos como los abogados o escribas. Leer más

Misión cumplida

“Por tanto, hermanos, tened paciencia hasta la venida del Señor. Mirad cómo el labrador espera el precioso fruto de la tierra, aguardando con paciencia hasta que reciba la lluvia temprana y la tardía. Tened también vosotros paciencia, y afirmad vuestros corazones; porque la venida del Señor se acerca”. (Santiago 5: 7, 8).

¿Cuándo, después de todo, derramará DIOS el poder del ESPÍRITU SANTO sobre Su iglesia? En parte, ya lo está haciendo. La iglesia lleva algunos años predicando con mayor poder. Esta predicación despertará oposición en Babilonia y también internamente, en la iglesia. Los enemigos se levantarán, y esta predicación creará miedo en el enemigo que responderá con el decreto dominical. Pero como Dios y sus propósitos no pueden ser combatidos, el mayor efecto de este decreto será el zarandeo y purificación de la iglesia mediante el fortalecimiento del trigo y la purga de la cizaña. Leer más

MENSAJE DE JESÚS PARA EL TIEMPO DEL FIN

“Enseñándoles que guarden todas las cosas que os he mandado; y he aquí yo estoy con vosotros todos los días, hasta el fin del mundo. Amén”. Mateo 28:20

¡Desconcertados! Así es como estamos. Nuestra generación no sólo ha perdido el rumbo, ha perdido la dirección. ¡Ya no están conscientes de su destino! Nosotros sabemos cuál es nuestro destino, pero Muchos de nosotros nos encontramos en la misma situación de aquel perro triste y solitario enjaulado en una de las estaciones de carga más grandes de Londres. Un hombre compasivo que pasaba por ahí le preguntó al asistente, “¿Qué pasa con ese perro? ¿Por qué se ve tan abatido y temeroso?” “Permítame le cuento,” replicó el hombre de la gorra brillante. “Este perro masticó su boleto de destino y ahora no se sabe de dónde viene ni a dónde va.” Leer más

Sanar las heridas.

“Porque si siendo enemigos, fuimos reconciliados con Dios por la muerte de su Hijo, mucho más, estando reconciliados, seremos salvos por su vida”. Romanos 5:10 — Jn 13:34,35

Este es el punto, nuestra única referencia. Ama como JESÚS amó. No podemos agregar nada más a estos dos textos bíblicos. ¡Qué cosa linda! Todas nuestras dificultades de relación deben resolverse con el mismo espíritu de amor mutuo que JESÚS tenía por nosotros, hasta el punto de que Él se entregó para ser asesinado en la cruz, en lugar de nuestra muerte eterna. Estudiemos bien esta semana sobre cómo restaurar la armonía entre los hermanos y la familia. Debemos aprender a perdonar y pedir perdón. Aquí está la ciencia eterna de la felicidad y la vida infinitamente superior. Leer más

Ejercitar buenos pensamientos.

“Si, pues, habéis resucitado con Cristo, buscad las cosas de arriba, donde está Cristo sentado a la diestra de Dios. Poned la mira en las cosas de arriba, no en las de la tierra” (Col. 3:1,2).

Si la mente está acostumbrada a apreciar las cosas terrenales, las de este siglo, ella no tendrá satisfacción en DIOS, ni interés en ser por Él transformada. Pero si la mente se detiene en las cosas relacionadas con Dios, entonces sentirá el deseo de ser cambiada, y el ser entero se beneficiará con ello. Leer más

Estar dispuestos a crecer y cambiar.

“Pero él da mayor gracia. Por esto dice: Dios resiste a los soberbios, y da gracia a los humildes. Someteos, pues, a Dios; resistid al diablo, y huirá de vosotros” (Santiago 4:6-7).

¿A qué personas DIOS llama y a qué personas DIOS no llama? En realidad, en cierto modo, DIOS llama a todas las personas. JESÚS toca la puerta del corazón de todos. ¿Cómo lo hace? De infinitas maneras. Por ejemplo, por medio de un video, de una predicación, de un texto, de un e-mail, de un cartel, de un pensamiento, de un programa de TV, de un folleto, etc. Hay millones de formas que DIOS usa para llegar a las personas, tocando la puerta de sus mentes. Leer más

Formalismo, fanatismo y fe

“Mira, oh Jehová, que amo tus mandamientos: Vivifícame conforme a tu misericordia. El principio de tu palabra es verdad; Y eterno es todo juicio de tu justicia.” Salmos 119:159, 160.

Estudiaremos sobre cómo distinguir el verdadero del falso reavivamiento. No es nada difícil hacer esa distinción, sin embargo, el poder engañador de Satanás llevará al equívoco a la gran mayoría de la gente. Los engaños de Satanás son aderezados con atracciones tan seductoras que, si no pensamos bien, preferiremos escoger el error en lugar de la verdad. Es que, por ejemplo, aquí en la Tierra, el camino de la salvación es muy estrecho, y el del engaño, muy ancho. Eso quiere decir que para salvarnos tenemos que renunciar a muchas de las atracciones del mundo de aquí, cosa que no se requiere para estar en el falso reavivamiento. Mejor dicho, tenemos que tener presente que, para salvarnos, antes de dejar físicamente este mundo, ya debemos de haberlo dejado espiritualmente por medio de renuncias. Un día JESÚS nos buscará y completará el alejamiento físico mediante su segunda venida. A su vez, en el falso reavivamiento, que ya campea por ahí haciendo señales y prodigios, la idea no es ni siquiera dejar este mundo, sino disfrutar de él, por una vida apenas un poco mejor que la de los otros. Leer más